Tiempo de lectura: 2' 17'' No. de palabras: 372

Laura Carrillo vende todos los días EL COMERCIO en una esquina de la av. Eloy Alfaro, en el norte de Quito. Dice que los días que hay promociones vende más.

Ayer, por ejemplo, se le acabaron los discos ‘A Contratiempo’ del ecuatoriano Juan Fernando Velasco. Esta nueva producción discográfica salió a la venta con la edición de ayer de este Diario.

El costo del CD fue de USD 5 para el público que adquiría EL COMERCIO. Carrillo piensa que esto es una forma para que las ventas crezcan.

Luego del mediodía pasaron seis carros más. Los conductores preguntaban por el disco del artista. Carrillo les respondía que ya se le habían acabado y que tal vez en la esquina “más al norte podrían encontrar”.

Pero en esa esquina tampoco habían CD. A las 09:55 ya se habían agotado todos los ejemplares de ‘A Contratiempo’. José Luis Polanco es el encargado de vender el Diario en esta esquina. Él seguía vendiendo EL COMERCIO a pesar de que los discos de Velasco ya se habían terminado.

“Sí hay gente que no compra el periódico solo porque ya se me acabaron los discos. Pero la mayoría ya son mis clientes que viven aquí y compran no más”, aclara Polanco.

En la av. Maldonado, en el sur de Quito, tampoco habían discos a las 11:15. Héctor Herrera, que estaba encargado de la venta del Diario ahí, explicaba a sus clientes que ya no tenía más ejemplares de la nueva producción.

Herrera lleva trabajando en este negocio por 23 años y dice que casi siempre que salen promociones con EL COMERCIO se vende más rápido el Diario.

Sin embargo, Herrera explica que “los discos de Juan Fernando Velasco son los que más acogida tienen porque son muy populares”. Dice que cuando hay promoción de productos del cantante y compositor nacional, “todo se acaba más rápido”.

En el país se distribuyeron 20 000 discos. En ‘A Contratiempo’, Juan Fernando Velasco deja el pasillo para volver al pop y propone nuevas versiones de sus anteriores éxitos acompañado de artistas internacionales.

Califique
2
( votos)